Nuevo año, nueva actividad…Studio Feng Shui Natura amplía fronteras

Hola a todos!!!

IMG_1424

Comenzamos este nuevo año 2018 con una novedad que contaros, Studio Feng Shui Natura amplia fronteras.

Siempre hemos mirado el espacio, el entorno, el individuo como si se tratara de un ecosistema en el que todo se encuentra de algún modo relacionado.

Nada debería de ser observado de forma aislada, nuestra vivienda, nuestra persona, nuestra vida, nuestro carácter y personalidad, todo, absolutamente todo confluye en una misma línea de tiempo y espacio.

Este modo de pensar ha sido el que, con el tiempo, nos ha llevado a considerar un nuevo camino profesional, a iniciar algo nuevo que nos llevará hacia otro horizonte… Un horizonte, donde el cielo, el Universo, los planetas sean los protagonistas de una historia…

Una historia, que contada a través de nuestra Carta Natal, nos habla de todos esos pequeños matices que comprenden la personalidad del ser humano.

A través del Feng Shui ayudamos a armonizar espacios, a través de la Astrología Humanista Cabalística ayudamos a la persona a encontrar y reconocer sus potencialidades, a saber un poco más acerca de sí misma y su personalidad.

Es empezar a encontrar sentido a muchas de las cosas que nos suceden en nuestro día a día y que ahora pasan ante nuestros ojos sin casi y ser percibidas ni comprendidas por nosotros mismos.

Una nueva actividad se suma a las ya existentes en Studio Feng Shui Natura, iniciamos una nueva etapa profesional a nivel formativo…

Este año las aulas de Studio Feng Shui Natura se abren para presentaros una nueva formación activa, vivencial y experiencial en Astrología Humanista Cabalística que impartiremos en distintos centros y en distintas fechas a lo largo de todo el año.

Entender nuestra propia personalidad, quienes somos, cómo nos relacionamos con el entorno… Todas estas y muchas más son preguntas que a través de nuestros Talleres Astrológicos encontrarán respuesta.

 

Para más información y envío de dossier informativo:

info@fengshuinatura.com

Tel. +34 601 310 297

@StudioFengShuiNatura

 

En las siguientes semanas, también podréis acceder a través de nuestra página web a toda clase de información sobre los mismos. Actualmente está en “periodo de reformas”, sentimos no poder ofreceros a través de la web toda la información disponible en estos días.

 

Esperamos que os guste, os interese y os sirva de ayuda para conoceros un poquito mejor.

Feliz día a todos!!!

 

Érase una vez… La taza vacía

 

taza_de_te-5-11

Buenos días a todos!!!

Esta semana queríamos compartir con vosotros un precioso y antiguo cuento zen.

Y comienza así…

” Hace mucho tiempo un joven muchacho, deseoso de aprender nuevos conocimientos, acudió a un viejo maestro con la esperanza de que lo tomase como discípulo.

El viejo sabio tras escuchar las palabras del muchacho, decidió aceptarlo como alumno y enseñarle todos sus conocimientos.

“Muchacho, ven mañana al despuntar el alba y recibirás tu primera enseñanza”.

Y así lo hizo el muchacho. En cuanto el sol empezó a asomarse por el horizonte, el joven discípulo se presentó en la casa de su maestro.

Ven muchacho- le dijo el sabio maestro- Tomemos una taza de té.

Puso delante del joven una taza y empezó a servir el té. Sin embargo, en vez de pararse cuando la taza estaba llena, siguió vertiendo el líquido hasta que la tetera quedó completamente vacía.

El muchacho se quedó sorprendido ante la situación que acababa de ver, pero por respeto a su maestro no quiso decirle nada.

Por hoy ya hemos acabado- le dijo el maestro- Ya puedes volver a tu casa. Mañana te espero a la misma hora que canta el gallo.

Al día siguiente el joven discípulo se presentó en casa de su maestro con la ilusión de que ese día empezasen las enseñanzas.

Sin embargo, el viejo sabio le sentó de nuevo a la mesa y le puso la taza de té delante llenándola hasta que la tetera quedó completamente vacía.

Y así pasó un mes… Un día, el joven alumno reunió fuerzas y se animó a preguntarle al maestro cuándo empezarían las enseñanzas.

Muchacho- le dijo el sabio- Hace un mes que empezamos con las lecciones.

¿Cómo es posible? – preguntó el joven- Desde hace un mes lo único que hago es sentarme y ver como se derrama el té de la taza.

Al igual que la taza, estás lleno de opiniones y especulaciones. ¿Cómo vas a aprender si no empiezas por vaciar tu taza? – respondió el viejo sabio”.

A lo largo de nuestra vida vamos cargando o acumulando, casi sin darnos cuenta, con un montón de cosas, de enseñanzas y creencias, como si de un gran equipaje se tratará y que un día sin más pareciera que no nos permitiera avanzar…

Aligerarnos, dejar viejos prejuicios atrás, abandonar ciertos hábitos, viejas creencias que ya más que sumar en nuestras vidas nos restan… quizás ese sea el camino que nos pueda llevar a vivir una vida más plena, una vida repleta de nuevos descubrimientos y oportunidades y quizás también una vida más acorde a quien realmente somos o queremos ser…

Feliz semana y un millón de besos para todos!!!

 

 

 

 

Adentrándonos en el fascinante mundo de los sueños

maxresdefault

Hay periodos a lo largo de nuestra vida, a veces pueden durar días o semanas o incluso meses, que pareciera que nuestras noches se encontraran repletas de sueños intensos y como muy vividos.

Es como si el mundo de los sueños tratara con su información de invadir nuestra realidad, como si quisieran transmitirnos un mensaje…

Son períodos de tiempo en los que pudiera parecer que el irnos a dormir y cerrar los ojos diera paso a un sinfín de aventuras, de vivencias, de experiencias y que a veces a primera vista pareciesen no tener lógica o sentido alguno.

Hasta pareciera que nuestro cerebro tuviera más actividad de noche que incluso de día.

Y ¿si resultara que esa actividad en nuestros sueños estuviera relacionada con algo que en esos momentos estuviese sucediendo en nuestras vidas?

En realidad si lo pensamos, casi una tercera parte de nuestro día a día transcurre durmiendo, viajando hacia ese otro mundo personal, intimo donde todo es posible, donde no hay barreras ni limites y cualquier cosa y de cualquier manera pudiera suceder.

Siempre he pensado y me he preguntado si los sueños encerrarían algún tipo de información que para nuestra mente, para nuestra psique y para nuestra conciencia pudiera ser importante de asimilar y de comprender.

Creo que de día captamos muchas sensaciones, muchas imágenes, muchas vivencias que en nuestro inconsciente o subconsciente se almacenan y que nosotros sin darnos cuenta no somos en esos momentos capaces de valorar, de filtrar y de asimilar en todo su contenido pudiendo quedar ciertas informaciones o ciertos sucesos como dispersos dentro de nuestra psique.

¿Dónde creéis que quizás puede llegar a desembocar toda o parte de esa información? Pues realmente creo que parte de ella o quizás toda va a parar a los sueños, donde nuestra mente se puede sentir lo suficientemente libre para dar forma a través de símbolos, a través de experiencias a todo aquello, o mejor dicho, a toda aquella información que para nuestra conciencia es importante que resulte ser comprendida o entendida en su totalidad.

Si queréis profundizar más en el tema os recomiendo el libro Más Allá de los Velos de Morfeo de Milena Llop Postic, una gran conocedora del mundo de los sueños y de todo lo que en ellos se fragua, os va a encantar… producto-libro-de-suenos-mas-alla-velos-morfeo-portadaen su libro podréis encontrar información para saber y entender las distintas clases de sueños que uno mismo puede experimentar, experiencias de sueños reales y cómo estos sueños y sus análisis pueden ayudarnos a entender toda esa parte oculta de nosotros mismos que no somos capaces de captar o entender en nuestro día a día y todo ello explicado de una forma clara y sencilla que ayuda a acercar todo ese mundo, en un principio quizás desconocido para nosotros, a nuestra realidad más cercana y cotidiana. Además, podéis encontrar dentro de él un diccionario que os puede servir para poder ir interpretando todos aquellos símbolos que en vuestros sueños pudieran aparecer.

Lo podéis encontrar a la venta en su propia página web www.redmilenaria.com

Recordad que los sueños son únicos, personales, de uno mismo y solo vosotros podéis ser capaces de llegar a esa interpretación final que la hará única, real y verdadera para uno mismo.

Un consejo que si os quería dar… buscar una libreta y un bolígrafo y colocarlos cerquita de vuestra cama…

Y cada mañana cuando despertéis y abráis los ojos anotar lo que habéis soñado… quizás podáis ir descubriendo cada día un poquito más de vosotros mismos y de todo lo que sucede en vuestras vidas en ese Universo paralelo e infinito que visitamos todas las noches al cerrar nuestros ojos…

Un millón de besos!!!

Acercándonos al Feng Shui… LA LIMPIEZA DEL ESPACIO

Incienso-450x225

Muchos de vosotros me pedís que os explique en pocas palabras que es el Feng Shui, “Es algo chino, ¿verdad?… Pero ¿en qué consiste exactamente?…”, me decís y si, su origen es de China y podría daros una definición exacta de lo que es, pero no creo que sea eso lo que realmente necesitáis saber del Feng Shui, prefiero que vuestra idea de lo que es el Feng Shui no se quede solo en eso, en una definición…

El Feng Shui es dar un paso más a la hora de percibir los espacios en los que convivimos, en los que trabajamos tratando de ver más allá de lo simplemente aparente, tratando de ver más allá de las simples paredes o de los muebles o de la decoración que se haya elegido para el lugar.

No se trata solamente de poner un objeto determinado en un lugar concreto o de cambiar ese objeto de sitio, se trata de mucho más, se trata de llegar a entender que el ser humano es energía, que los espacios en los que convivimos, en los que trabajamos son energía también, que todo lo que nos rodea es energía y que toda esa energía convive a lo largo del tiempo en un mismo espacio, en un mismo lugar.

No se busca solo decorar un espacio sino aprender a cuidar y a saber manejar y tratar la energía del lugar.

Vivimos y trabajamos rodeados de esa energía, por tanto, nuestra salud y nuestro bienestar se encuentran en contacto directo y continuo con dicha energía.

Siempre les digo en la primera visita a nuestros clientes que tienen que aprender a leer entre líneas de su propio estudio de Feng Shui.

En la vida nada es lo que parece y siempre deberíamos tratar de buscar el sentido de las cosas más allá de su simple apariencia.

Pues con el Feng Shui sucede lo mismo… no se trata de leer un texto y seguir únicamente sus indicaciones sino que para lograr que el Feng Shui actué de una manera plena en nuestra vida hay que aprender a leer entre sus líneas, aprender a llegar al trasfondo.

Se trata de integrar ese estudio de Feng Shui en nuestra propia vida.

Lo primero que siempre recomiendo al empezar un estudio de Feng Shui es realizar la limpieza del espacio.

Una limpieza física del espacio, tirar todo aquello que no sirva para dar así cabida a cosas nuevas.

Un espacio abarrotado de cosas viejas, de cosas que no utilizamos o de cosas estropeadas producen un estancamiento de energía en los espacios y difícilmente pueden llegar cosas nuevas si no hay espacio para ellas.

Y ahora os invito a reflexionar ¿Qué podéis sentir que puede haber detrás de estas líneas? De alguna forma también quizás el Feng Shui ¿os pueda estar pidiendo que limpiéis en vosotros viejas actitudes, viejas conductas que ya no sirven, que ya no valen, que ya no tienen cabida en vuestra propia realidad para dar paso a una nueva realidad, a una nueva versión de vosotros mismos?

En nuestra sociedad, le damos mucha importancia a la limpieza física de los espacios, al polvo, a todo aquello que físicamente podemos ver a simple vista que necesita ser limpiado, pero sin embargo nos olvidamos de realizar la limpieza energética del lugar.

En nuestros estudios de Feng Shui, y siempre teniendo en cuenta la vivienda o el espacio a tratar, recomendamos una limpieza energética determinada que garantice un resultado óptimo. Hay muchos tipos de limpieza energética, ya muchas de nuestras abuelas con sal las hacían en sus hogares, también hay limpiezas que utilizan incienso o hierbas y esencias… y que hoy día por internet, están al alcance de todos.

621x470_559a93afba3795dd358b4567-1436200714237

Las energías de los que vivieron o habitaron ese lugar están ahí, aunque no las veamos, impresas en el ambiente, flotando en nuestras realidades.

Quizás, poco a poco nos vamos acostumbrando a sentir y percibir que detrás de la simple apariencia de las cosas hay energías que hacen aumentar nuestra vibración o también pueden hacerla disminuir.

Toda esa energía dejada por otras personas convive en nuestros espacios con nosotros, con nuestros trabajadores, con nuestra familia… quizás la reflexión seria el pensar si no sería mejor convivir en un espacio de energía limpia y renovada.

Y ahora vuelvo a recordaros ¿Qué podríais leer o interpretar de estos párrafos? Quizás el Feng Shui nos este invitando también a realizar una limpieza energética en nosotros mismos.

El estrés del día a día nos puede llevar muchas veces a no darnos cuenta de cómo poco a poco perdemos nuestro centro, nuestro equilibrio y eso no es bueno.

Buscar ese momento de paz, de silencio, de estar con uno mismo debería ser algo esencial y puede ser que poder buscar ese rato de reencuentro con uno mismo sea lo que el Feng Shui os este pidiendo a través de esas líneas.

Siempre pido que se piense en el Feng Shui como ese aliado que da pistas, señales, que nos pone interruptores entre sus líneas para que de alguna manera actuemos en nuestras propias vidas. 

El Feng Shui pide un cambio de enfoque, de actitud en los espacios, en los lugares donde se desarrolla nuestra vida, nuestro trabajo y por ende pide un cambio de enfoque en nosotros mismos.

Desde aquí os invitamos a limpiar, a revisar todo aquello que ya no vale, que ya no va con vosotros… quizás si dejáis espacio libre pueda ser que cosas nuevas lleguen a vuestras vidas.

Y hasta aquí las reflexiones del día de hoy.

Esperamos os sirvan para pensar, para reflexionar y para que también vosotros intentéis ir un poco más allá en vuestras costumbres, en vuestras vidas.

Un millón de besos!!!

Érase una vez…La Fábula de la Estrella y la Luciérnaga

 

 

Fábula estrella y luciernagaBuenos días a todos!!!

Esta semana queríamos compartir con vosotros este precioso cuento popular de Tailandia.

Esperamos que os guste tanto como a nosotros.

Y comienza así..

“En un bosque de la exótica Tailandia vivía una numerosa familia de luciérnagas. Su casa era el tronco de un enorme árbol lampati, el más viejo de todo el país.

Por la noche las luciérnagas salían del árbol para iluminar la noche con su tenue luz, parecían pequeñas estrellas danzantes. Jugaban entre ellas y creaban figuras en el aire, los pocos que podían ver ese espectáculo por algún casual quedaban anonadados ante tal despliegue de belleza y luces.

Pero no todas las luciérnagas estaban contentas, una de ellas, la más pequeña, se negaba a salir del lampati para volar. Se quería quedar en casa día tras día y pese a que toda su familia la intentaba convencer, ella no quería le dijesen lo que dijesen.

 Toda su familia la miraba preocupada, sobre todo sus padres:

- ¿Por qué nuestra hija no vuela con nosotros? Me gustaría que volara con nosotros y no se quedara en casa – decía su madre.

- Tranquila, mujer. Verás como dentro de poco se le pasa y volará con nosotros – la calmaba su padre.

Pero pasaron los días y la pequeña luciérnaga seguía sin querer salir del árbol lampati. Una noche, con todas las luciérnagas poblando el cielo nocturno del bosque, su abuela se quedó en el árbol para razonar con ella. Con su delicada voz le dijo a su nieta:

- ¿Qué te pasa, mi niña? Nos tienes preocupados a todos, ¿Por qué no sales con nosotros por la noche a divertirte volando?

- No me gusta volar – respondió tajante la pequeña

- Somos luciérnagas, es lo que hacemos mejor. ¿No quieres volar mostrando tu luz e iluminando la noche? – le insistió la abuela.

- La verdad es que… Lo que me pasa es que… – comenzó a explicar la pequeña – Tengo vergüenza. No tiene sentido que ilumine nada si la luna ya lo hace. No me podré comparar nunca a ella, soy una chispa diminuta a su lado.

Su abuela la miraba con ojos enternecidos escuchándola atentamente, cuando su nieta hubo acabado la consoló con una sonrisa que la tranquilizo:

- Niña mía, si salieras con nosotros verías algo que te sorprendería. Hay cosas de la luna que aún no sabes…

- ¿Qué es lo que no sé de la luna que todos sabéis? – preguntó la luciérnaga pequeña con curiosidad.

- Pues que la luna no siempre brilla de la misma forma. Depende de la noche brilla entera o la mitad. Incluso hay días que solo brilla una pequeña parte o se esconde y nos deja todo el trabajo a nosotras las luciérnagas.

- ¿De veras? ¿Hay días que no sale? – preguntó la pequeña con la boca abierta por la sorpresa.

- Te lo prometo querida nieta – le siguió explicando -. La luna cambia con frecuencia.

- ¡Te lo prometo querida nieta! —continuó explicando la abuela—. La luna cambia constantemente. Hay veces que crece y otras que se hace pequeña. Hay noches en que es enorme, de color rojo, y otros días en que se hace invisible y desaparece entre las sombras o detrás de las nubes. En cambio, tú, pequeña luciérnaga, siempre brillarás con la misma fuerza y siempre lo harás con tu propia luz.

Y esa misma noche, la pequeña luciérnaga salió convencida del lampati con toda su familia a iluminar la noche mientras miraba la luna con una sonrisa de oreja a oreja.”

Cada uno de nosotros poseemos una luz maravillosa, capaz de brillar hasta en los días más grises…

Iluminar cada día con una sonrisa, con un pequeño gesto de gratitud es mostrar al mundo esa luz que poseemos en nuestro interior…

Un millón de besos!!!

 

Las llaves de la felicidad

wolves-by-the-moonBuenos días a todos!!!

Esta semana nos gustaría poder compartir con vosotros este precioso cuento.  

Es un cuento muy sencillo y muy cortito pero seguro que estaréis de acuerdo conmigo que en esta vida, a menudo, detrás de las cosas más sencillas suelen aparecer  grandes valores llenos de significado. 

Esperamos que os guste tanto como a nosotros. 

Y el cuento de hoy comienza así… 

” En una oscura y oculta dimensión del Universo se encontraban reunidos todos los grandes dioses de la antigüedad dispuestos a gastarle una gran broma al ser humano. En realidad, era la broma más importante de la vida sobre la Tierra.

Para llevar a cabo la gran broma, antes que nada, determinaron cuál sería el lugar que a los seres humanos les costaría más llegar. Una vez averiguado, depositarían allí las llaves de la felicidad. 

-Las esconderemos en las profundidades de los océanos -decía uno de ellos-.

-Ni hablar -advirtió otro-. El ser humano avanzará en sus ingenios científicos y será capaz de encontrarlas sin problema.

-Podríamos esconderlas en el más profundo de los volcanes -dijo otro de los presentes-.

-No -replicó otro-. Igual que sería capaz de dominar las aguas, también sería capaz de dominar el fuego y las montañas.

-¿Y por qué no bajo las rocas más profundas y sólidas de la tierra? -dijo otro-.

-De ninguna manera -replicó un compañero-. No pasarán unos cuantos miles de años que el hombre podrá sondear los subsuelos y extraer todas las piedras y metales preciosos que desee.

-¡Ya lo tengo! -dijo uno que hasta entonces no había dicho nada-. Esconderemos las llaves en las nubes más altas del cielo.

-Tonterías -replicó otro de los presentes-. Todos sabemos que los humanos no tardarán mucho en volar. Al poco tiempo encontrarían las llaves de la Felicidad. 

Un gran silencio se hizo en aquella reunión de dioses. Uno de los que destacaba por ser el más ingenioso, dijo con alegría y solemnidad:

-Esconderemos las llaves de la Felicidad en un lugar en que el hombre, por más que busque, tardará mucho, mucho tiempo de suponer o imaginar…

-¿Dónde?, ¿dónde?, ¿dónde? -preguntaban con insistencia y ansiosa curiosidad los que conocían la brillantez y lucidez de aquel dios-.

-El lugar del Universo que el hombre tardará más en mirar y en consecuencia tardará más en encontrar es: en el interior de su corazón. 

Todos estuvieron de acuerdo. Concluyó la reunión de dioses. Las llaves de la Felicidad se esconderían dentro del corazón de cada hombre.”

 

Mirad en vuestro corazón porque ahí es donde realmente se hallan esas llaves que nos pueden  ayudar a reconocer y a experimentar la felicidad en nuestras vidas.  

Un millón de besos!!!

“El pequeño pez” Cuento de Anthony de Mello

oceano_azulBuenos días a todos!!!

Esta semana nos gustaría compartir con vosotros un precioso cuento…esperamos que os guste…es una de las entradas más breves de todas las que llevamos en el blog, probablemente sea la más breve de todas pero os aseguro que entre sus líneas encontrareis un gran mensaje quizás sea uno de esos mensajes que nunca se deben olvidar…

“Usted perdone”, le dijo un pez a otro, es usted más viejo y con más experiencia que yo y probablemente podrá usted ayudarme.

- Dígame: ¿dónde puedo encontrar eso que llaman Océano? He estado buscándolo por todas partes, sin resultado.

-”El Océano”, respondió el viejo pez, “es donde estás ahora mismo”.

- ¿Esto? Pero si esto no es más que agua… Lo que yo busco es el Océano, replicó el joven pez, totalmente decepcionado, mientras se marchaba nadando a buscar en otra parte.”

Deja de buscar pequeño pez. No hay nada que buscar. Sólo tienes que estar tranquilo, abrir tus ojos y mirar. No puedes dejar de verlo.

Anthony de Mello

Cuantas veces buscamos, buscamos y buscamos y no nos damos cuenta que realmente lo que buscamos está delante de nosotros.

Esperamos que os pueda ayudar a reflexionar y a poder ver la claridad donde a veces solamente creemos ver oscuridad.

Un millón de besos!!!

La Leyenda del Buda Sonriente

HOTEI

Buenos días a todos!!!

Hoy queremos compartir con vosotros un poquito más sobre la historia y el significado del famoso “Buda sonriente” O “Buda feliz”, nombres por los cuales esta figurita es conocida en el mundo occidental.

En Japón esa figura es conocida como Hotei (布袋 – “el fardo de tela”), deidad de la felicidad y abundancia, y es uno de los personajes más populares de Netsuke – esculturas en miniatura -la artesanía japonesa.

En China a Hotei se le conoce como Mi Le Fo – “amoroso” o “amistoso”, o como Bu-Dai y muy probablemente sea el sonido, tan similar entre Bu-Dai y Buda, lo que provoca en un principio la confusión de creer que Hotei representa la figura de Buda. Siddhartha Gautama, el Buda, era delgado, atlético y se mantenía en un óptimo estado físico, mental y espiritual. No debe confundírsele con el Buda sonriente.

Bu-Dai, fue un monje budista de la época de la dinastía Liang. Históricamente no existe confirmación del personaje en lo referente a la época exacta de su vida, pero sí de sus obras.

Realmente hay muchas figuras representativas del famoso “Buda sonriente”, en este blog queremos contaros algunas de las historias que realmente nos han resultado curiosas y entrañables…esperamos que os gusten.

A veces nos podemos encontrar a este famoso Buda gordito sentado sobre una bolsa (que contiene tesoros), en su mano izquierda sostiene una pieza de oro con forma de barco o, a veces, un mala (rosario) y en la mano derecha, a veces, sostiene un abanico llamado oogi, el oogi es un objeto mágico que según la tradición puede cumplir deseos. El abanico, tiene su origen en las disposiciones del emperador, que concedía las peticiones del pueblo utilizando el oogi.

         BUDAS

Otras veces lo podemos ver representado rodeado de niños.

 Buda y niños

También nos podemos encontrar con una figura que siempre aparece cargando un fardo a sus espaldas. En otras aparece con las manos hacia lo alto. Este es Hotei, aparece siempre riendo, de ahí que muchos lo llamen el “Buda sonriente”. Hotei es una de las siete divinidades japonesas de la suerte.

Cuentan que fue un monje vagabundo que vivió a mediados del siglo x y de quién se dice alcanzó la iluminación debajo de un puente un día de tormenta y de lluvia, tras oír retumbar un trueno.
Este monje, no estaba interesado en reunir discípulos a su alrededor o ser reconocido como un gran maestro. En lugar de predicar en el templo como era la usanza, recorría las calles con un gran saco a sus espaldas, en el cual llevaba regalos para los niños, tales como frutas, caramelos, etc. No era extraño que los pequeños se reunieran en torno a él. Según cuentan era capaz de organizar una auténtica guardería callejera.

La peculiar prédica de Hotei era…la risa. En mitad de los mercados comenzaba a reír y reír. Su risa era mágica y contagiosa, de esas risas verdaderas, sinceras y auténticas. Su gran barriga se estremecía y saltaba con las carcajadas. Caía rodando por el suelo, contagiando a todos a su alrededor con su jovial humor. Todos reían, llegando la onda expansiva de la risa del monje a cada uno de los habitantes del poblado. Todas las aldeas esperaban ansiosas la visita de Hotei, para ser bendecidos por su risa, portador de bienestar y prosperidad. Esa era la prédica de Hotei.

Si le preguntaban por Buda, reía. Si le preguntaban por la verdad, la iluminación y el conocimiento, él reía, siempre reía. La risa era su mensaje.

Cuando alguien le preguntaba por el contenido de su saco, él contestaba: El mundo entero.

Hay una leyenda que cuenta que siendo ya un anciano, Hotei se sentó a predicar en un templo y afirmó: “Bien queridos hombres. Ustedes nunca me han reconocido pero yo soy el Buda Maitreya (el futuro Buda, sucesor de Buda Sakyamuni-fundador del Budismo).

Existe otra leyenda que cuenta que a finales del siglo X, en China, vivía un monje nómada llamado Tze-Tzi. Era bajito y gordito, de carácter benevolente, siempre iba acompañado de un fardo grande de lino y un rosario de madera. Según la mitología china, el alma se cobija en la panza, por consiguiente, los campesinos consideraban la gran barriga del monje una alegoría de su gran corazón. Además la leyenda dice que el fardo del monje era una especie de cornucopia que nunca  se vaciaba y allí por donde iba el monje la gente se volvía sana y alegre. Cuando algunos curioseaban qué lleva en el saco, el monje decía  sonriendo que lleva a “todo el mundo” sobre sus espaldas. 

Su mensaje era amor, risa y felicidad.

Otro dato curioso, se dice que cuando un bar cuenta con una representación de Hotei y algún cliente come o bebe en exceso, las personas suelen atribuirlo a la íntima influencia de Hotei.

Y ahora yo os pregunto, ¿recordáis si hay en la cultura occidental alguna figura gordita con un fardo a la espalda y siempre sonriente?…Creo que podéis saber de quién hablo… estoy hablando de Papá Noel y ¿por qué no? Estaréis de acuerdo conmigo que su imagen también es la de la felicidad, ¿a que si?

A partir de ahora y siempre que se cruce en vuestro camino un Hotei o “Buda Feliz” fijaros en su expresión y en la felicidad que son capaces de transmitir.

Feliz semana a todos!!!

El Anillo del Maestro

IMAGEN DE UN MAESTRO Y SU DISCIPULO

Buenos días a todos!!!

Nuevo año, nuevas ilusiones y montones de expectativas por cumplir…

Esta semana queríamos dedicar estas líneas a contaros un antiguo cuento zen…creemos que siempre viene bien poder encontrar algo que pueda hacernos reflexionar y darnos cuenta de lo verdaderamente importante que tenemos en la vida…esperamos que os guste.

Erase una vez un joven que buscando consejo se acercó a un maestro y le dijo…

“Vengo, maestro, porque me siento tan poca cosa que no tengo fuerzas para hacer nada. Me dicen que no sirvo, que no hago nada bien, que soy torpe y bastante tonto. ¿Cómo puedo mejorar? ¿Qué puedo hacer para que me valoren más?”
El maestro, sin mirarlo, le dijo:
-Cuánto lo siento muchacho, no puedo ayudarte, debo resolver primero mi propio problema. Quizás después…- y haciendo una pausa agregó Si quisieras ayudarme tú a mí, yo podría resolver este tema con más rapidez y después tal vez te pueda ayudar.
-E…encantado, maestro -titubeó el joven pero sintió que otra vez era desvalorizado y sus necesidades postergadas.
-Bien-asintió el maestro. Se quitó un anillo que llevaba en el dedo pequeño de la mano izquierda y dándoselo al muchacho, agregó- toma el caballo que está allí afuera y cabalga hasta el mercado. Debo vender este anillo porque tengo que pagar una deuda. Es necesario que obtengas por él la mayor suma posible, pero no aceptes menos de una moneda de oro. Vete ya y regresa con esa moneda lo más rápido que puedas.
El joven tomó el anillo y partió.
Apenas llegó, empezó a ofrecer el anillo a los mercaderes. Estos lo miraban con algún interés, hasta que el joven decía lo que pretendía por el anillo.
Cuando el joven mencionaba la moneda de oro, algunos reían, otros le daban vuelta la cara y sólo un viejito fue tan amable como para tomarse la molestia de explicarle que una moneda de oro era muy valiosa para entregarla a cambio de un anillo. En afán de ayudar, alguien le ofreció una moneda de plata y un cacharro de cobre, pero el joven tenía instrucciones de no aceptar menos de una moneda de oro, y rechazó la oferta.
Después de ofrecer su joya a toda persona que se cruzaba en el mercado -más de cien personas- y abatido por su fracaso, monto su caballo y regresó.
Cuánto hubiera deseado el joven tener él mismo esa moneda de oro. Podría entonces habérsela entregado al maestro para liberarlo de su preocupación y recibir entonces su consejo y ayuda.
Entró en la habitación.
-Maestro -dijo- lo siento, no es posible conseguir lo que me pediste. Quizás pudiera conseguir dos o tres monedas de plata, pero no creo que yo pueda engañar a nadie respecto del verdadero valor del anillo.
-Que importante lo que dijiste, joven amigo -contestó sonriente el maestro-. Debemos saber primero el verdadero valor del anillo. Vuelve a montar y vete al joyero. ¿Quién mejor que él, para saberlo? Dile que quisieras vender el anillo y pregúntale cuanto te da por él. Pero no importa lo que te ofrezca, no se lo vendas. Vuelve aquí con mi anillo.
El joven volvió a cabalgar.
El joyero examinó el anillo a la luz del candil, lo miró con su lupa, lo pesó y luego le dijo:
-Dile al maestro, muchacho, que si lo quiere vender ya, no puedo darle más que 58 monedas de oro por su anillo.
-¡¿58 monedas?!-exclamó el joven.
-Sí -replicó el joyero- Yo sé que con tiempo podríamos obtener por él cerca de 70 monedas, pero no sé… si la venta es urgente…
El Joven corrió emocionado a casa del maestro a contarle lo sucedido.
-Siéntate -dijo el maestro después de escucharlo-. Tú eres como este anillo: una joya, valiosa y única. Y como tal, sólo puede evaluarte verdaderamente un experto. ¿Qué haces por la vida pretendiendo que cualquiera descubra tu verdadero valor?
Y diciendo esto, volvió a ponerse el anillo en el dedo pequeño de su mano izquierda”.

Así termina este cuento…esperamos que os haya gustado y os sirva para recordar aunque sólo sea por un breve espacio de tiempo a todas esas personas especiales que están en nuestras vidas, familiares y amigos, que nos aprecian y nos quieren…a esas personas que con una simple mirada o gesto suyo consiguen hacernos sentir como ese anillo…una joya, única y valiosa…

Feliz semana para todos.

Un millón de besos!!!

El árbol de Navidad y su leyenda

 arbol-de-Navidad-Adornado

Buenos días a todos!!!

Queremos dedicar la entrada de nuestro blog a un árbol que en estos días, y según cuenta la tradición, desde el 8 de Diciembre, se cuela en todos nuestros hogares con sus luces y adornos… ¿queréis saber un poco más de él? Pues entonces seguir leyendo seguro que os resultará al menos curioso el símbolo y significado de algunos de sus matices…

 Son muchas las leyendas que hacen referencia a la aparición del primer árbol de Navidad y en estas fechas no queríamos dejar pasar la oportunidad de poder compartir con todos vosotros algunas de ellas…

Esta leyenda proviene de una antigua y vieja tradición en Europa…

“Durante una muy fría noche de invierno, un niño estaba buscando un refugio donde poder cubrirse y entrar en calor ante el desamparo de la noche. Lo recibieron en su casa un leñador y su esposa y le dieron de comer. Durante la noche, el niño se convirtió en un ángel vestido de oro: era el niño Dios. Para recompensar la bondad de los ancianos, tomó una rama de pino y les dijo que la sembraran, prometiéndoles que cada año daría  frutos. Y así fue: aquel árbol dio manzanas de oro y nueces de plata”.

 Otra de ellas, mitad historia mitad leyenda, procedente del centro y norte de Europa y quizás la más extendida por todo el mundo cuenta que…

Al regresar a Alemania San Bonifacio (680-754), obispo evangelizador, y al ver que su evangelización no había calado en los alemanes…

Lleno de ira tomó un hacha y cortó el roble sagrado donde se preparaban a celebrar el solsticio de invierno.

La leyenda aseguraba que el roble, en el primer golpe del hacha, cayó con estrépito derribado por una ráfaga de viento y que se desplomó sobre un pequeño abeto que resistió su peso intacto junto a los restos y ramas rotas del roble caído. En aquel instante, San Bonifacio identificó aquel abeto con el amor perenne de Dios, y lo adornó con manzanas (que simbolizaban el pecado original y las tentaciones) y velas (que representaban la luz de Cristo que viene a iluminar el mundo), convirtiendo la tradición pagana en una tradición cristiana plena de significado.

En la cultura cristiana, el árbol también está cargado de simbología. Representa el árbol de la vida del jardín del Edén y los adornos son las gracias y dones de los hombres en el Paraíso, que deben recuperar. El abeto, al permanecer verde representa además la inmortalidad y su cima apuntando hacia arriba señala al cielo, la morada de Dios.

La forma triangular del árbol (por ser generalmente una conífera, con particular incidencia del abeto) representa a la Santísima Trinidad.

Con el tiempo se agregó la tradición de poner regalos para los niños bajo el árbol y aquellas manzanas terminaron siendo sustituidas por las populares bolas de Navidad y las velas por las luces que lo iluminan.

La costumbre de adornar árboles para dar la bienvenida a la Navidad parece que se inició en Alemania y Escandinavia en los siglos XVI y XVII, extendiéndose posteriormente a otros países. Como dato curioso, se dice que la primera vez que se colocó un árbol navideño en España fue en Madrid, durante las navidades del año 1870.

Y aún hay otro dato curioso, según los católicos, las esferas simbolizan las oraciones que se hacen durante el período de Adviento y sus colores responden si son rojas, a peticiones; plateadas, a agradecimiento; doradas, a la alabanza y azules, al arrepentimiento.

Cada elemento que adorna el árbol de Navidad tiene un significado, entre los más utilizados están:bolasnavidad

Estrella: colocada generalmente en la punta del árbol, representa la fe que debe guiar la vida del cristiano, recordando a la estrella de Belén.

Esfera: representan los dones que Dios les da a los hombres.

Lazos y cintas: Representan la unión de las familias y personas queridas alrededor de los dones que se desean dar y recibir.

Luces: en un principio eran velas, representan la luz de Cristo nuestro camino en la fe.

Angelitos: Son los mensajeros entre el cielo y la tierra y son los encargados de protegernos.

La verdad, es que son muchas las formas de decorarlos hoy en día y en todos y cada uno de ellos se puede encontrar algo que llama la atención, será por sus colores, por sus luces o simplemente por el verde intenso de su imagen…sea sólo por una de esas razones o por todas en su conjunto lo cierto es que todos estos árboles de Navidad que adornan nuestras casas y nuestras calles, nos permiten poder contemplar nuestra ciudad de una manera única y distinta al resto del año…de una manera mágica que sólo la Navidad puede conseguir.

Esperamos que os haya gustado y que estéis disfrutando de estos días.

Un millón de besos!!!